top of page

Quizás haya una solución para la escasez de mano de obra que sufre Bélgica!


Si nos está siguiendo, seguro que ha leído el artículo "¡Hay 15 nuevas profesiones en la lista de profesiones deficitarias en Valonia!" en el que mencionábamos la escasez de mano de obra.


Pero como para todo problema debe haber una solución, de esto vamos a hablar.


La solución de hoy viene de la mano del copresidente de Ecolo, Jean-Marc Nollet, cuya propuesta podría resolver una gran cantidad de profesiones que actualmente escasean en Bélgica.


El ecologista propone que los puestos de trabajo vacantes -unos 200.000- se puedan cubrir legalmente con inmigrantes indocumentados.


Es bien conocido que la mayoría de los inmigrantes llevan mucho tiempo viviendo en Bélgica sin papeles.


Por lo tanto, hay que darles la oportunidad de trabajar aquí, sobre todo porque entre 70.000 y 150.000 de ellos tienen habilidades útiles para nuestra sociedad.


Esto podría resolver dos problemas a la vez: la integración de los inmigrantes y la escasez de mano de obra.


Pero sabemos que, para obtener la opinión adecuada, se necesitan varios puntos de vista.


La Secretaria de Estado de Asilo y Migración (CD&V), Nicole de Moor, se opone a estas ideas y cree que una solución de este tipo provocaría un gran flujo de inmigrantes en las próximas semanas y meses.


Sin embargo, para evitar estos efectos negativos, podemos inspirarnos de la regularización masiva de inmigrantes indocumentados que tuvo lugar en 2009.


Limitó la aplicación a los extranjeros ilegales que llevaban algún tiempo en el país bajo ciertas condiciones, excluyendo a los recién llegados.


Otro punto de referencia puede ser lo que han hecho nuestros vecinos franceses.


Actualmente, los extranjeros indocumentados tienen la posibilidad de regularizarse allí si pueden demostrar un periodo de estancia de 3 o 5 años, según ciertos criterios (consulte la página web del Ministerio del Interior Francés sobre este tema).


La Secretaria de Estado también afirma que está tratando de superar esta escasez de mano de obra a través de la reforma que han presentado al gobierno federal para su aprobación - vea aquí lo que dijimos al respecto.


Lamentablemente, aunque la iniciativa es buena, esta reforma no es suficiente porque ayudaría a muy pocos extranjeros presentes en el territorio belga y con permiso de residencia en comparación con el número de puestos de trabajo vacantes. Sin olvidar que esta reforma no incluye a los inmigrantes indocumentados.


Hablemos ahora de algunos hechos evidentes: Muchos sectores se ven afectados por esta escasez de mano de obra...


  • ¿Qué hacemos con el sector de los eventos que buscaba en vano 600 trabajadores temporales para este verano?

  • ¿O la escasez de conductores de autobús, para la que se necesitan unos 400 trabajadores para cubrir el hueco?

  • ¿O las empresas que buscan en vano camioneros que conduzcan sus camiones que actualmente están parados?

  • No hace falta hablar del sector de la ayuda a domicilio o de la hostelería, que se enfrentan a una escasez de personal sin precedentes, que está llevando a algunos establecimientos al borde del cierre

En conclusión: ¡Hay personas competentes, pero no pueden ser trabajadores!


Y usted, cree que la propuesta de Jean- Marc Nollet sería una buena solución para ayudar:

  • El grupo de trabajadores ilegales que vive en Bélgica;

  • Las empresas que buscan sus perlas;

  • Y la economía belga?

¿Qué opina de estas propuestas? Escríbelo en los comentarios y hablemos de ello.


Esté atento a más noticias sobre la inmigración y mucho más.





Artículo redactado en colaboración con Andreea-Bianca Colpos.

10 visualizaciones0 comentarios

Comments


bottom of page